Confianza en sí mismo: cómo ser seguro de sí mismo

Tener confianza en sí mismo y en la vida

Confianza en sí mismo

Confianza en sí mismo

Si ven que te preocupa el futuro, te responden: “Cada problema tiene una solución” o “Pase lo que pase, pasará”.

Todos sabemos que nuestro camino es avanzar. Para ello, debemos expresarnos y tomar decisiones.

Tu motor debe ser la autoconfianza y no tiene nada que ver con el sentimiento de omnipotencia y arrogancia. Tan sólo debes excluir la duda y la fragilidad.

Debes saber transformar los fallos en puntos de apoyo. Psiquiatras, filósofos y neurobiólogos escrutan cada vez más este recurso “natural” que afecta a nuestras vidas.

Confianza: una poderosa energía

La autoconfianza es una poderosa reserva de energía que siempre podemos restaurar para superar los obstáculos y avanzar en nuestros proyectos.

“Las ideas que hablan con el corazón suelen ser las más difíciles de definir”, dice el psicoanalista Moussa Nabati. “Entre ellas se encuentran la felicidad, la libertad, el amor y la autoconfianza”. Sentimos curiosidad por el día que está por venir. Elegimos una libertad interior que nos permita expresar nuestros gustos y puntos de vista.

Este feliz cóctel de deseo y voluntad, autoestima y optimismo, se llama fuerza de la vida en la vida y, como una savia, nos alimenta, anima y proporciona la felicidad del ser vivo”. Pero, ¿en qué se basa?

Tener buena autoimagen

Sin duda, sentimos más confianza cuando la fortuna nos sonríe. ¡Ah, si yo fuera rico, si fuera más delgada, si tuviera más tiempo!

Se apoya, sobre todo, en el amor que recibimos los primeros días de nuestra existencia. El narcisismo (el amor que sentimos por nosotros mismos) nace de la interiorización inicial donde se creó la imagen que tenemos de nosotros mismos. Autoconfianza es estar lleno de energía y amor por la vida.

Nabati Moussa, agregó: “Sentimos que pertenecemos a la gran cadena de la vida, así como las plantas y los animales, y que mientras hay vida hay esperanza”.

Una libido poderosa como un río que riega la totalidad de nuestro ser, permite que nos queramos a nosotros mismos en voz baja con nuestras cualidades y defectos. Esto también nos permite recuperarnos de las más terribles pruebas e, incluso, cuando el futuro parece sombrío, nos ayuda a mantener la confianza en la vida.

La legitimidad de ser uno mismo

Pero, por supuesto, esta fuerza subterránea no es la suerte común. Privados desde el principio de un amor que les nutra, algunos tienen hambre de energía. Otros sienten nostalgia de su entusiasmo infantil perdido por las pruebas y decepciones de la vida.

Gian Laurens, autor de un manual muy estimulante, dice que el psicólogo social es el anfitrión de una organización de formación de cursos de “firmeza” en los cuales se invita a los candidatos a tratar de tener paz.

Entre las palabras clave utilizadas durante la formación está el miedo a desagradar, a perder, a fracasar, a sufrir. Él nos empuja hacia la “legitimidad”, a ser nosotros mismos, a expresarnos, a dirigir nuestra vida y explorar libremente las infinitas posibilidades de la existencia.

Pero, aquí es donde las cosas se complican porque los que intelectualmente la aceptamos, también tenemos que ser capaces de vivirla emocionalmente. La psicoterapia es, a veces, necesaria para eliminar los obstáculos que nos ponemos a nosotros mismos en nuestro camino en nombre de un sentimiento inconsciente de indignidad o de fracaso.
Moussa Nabati, dice “que no es el adulto el que sufre sino su niño interior”.

Es por ello que nos cuesta restaurar la confianza perdida por nuestra depresión infantil cuando no sentíamos amor, éramos testigos impotentes de los sufrimientos de nuestros padres y ocupábamos un lugar que no era el nuestro. El pasado nunca se puede reparar pero la terapia permite que la impotencia que sentíamos no nos haga sufrir más.

Cinco claves para obtener más confianza en sí mismo

El sentirse bien produce confianza en sí mismo (un rasgo variable de una persona a otra). Lo vemos todos los días: algunos la tienen y a otros les falta.

Pero, la confianza no figura entre las cualidades innatas. Esto significa que siempre podemos mejorar la autoestima. Se puede aprender a aumentar el ego. Entonces, ¿por qué la confianza es una cualidad importante?

Confianza en sí mismo para ganar autenticidad en la relación con los demás

Las personas que no confían en ellas, constantemente se devalúan y, a menudo, no se dan cuenta que otras personas sí encuentran sus cualidades. La falta de confianza les impide tomar la iniciativa y seguir adelante. No creen en lo que hacen, ¿para qué seguir? Con esta actitud pierden una gran cantidad de oportunidades.

En otros casos, las personas inseguras juegan un papel fingiendo sentirse cómodas y construyen una imagen que carece de autenticidad. Estas personas igualmente tienen dificultades para encontrar el camino que más les conviene para dirigir sus vidas.

Pero, la confianza debe permitir, sobre todo, pensar de manera independiente y actuar con mayor libertad para que las relaciones con los demás sean más auténticas y satisfactorias.

¿Cómo aprender a mejorar la imagen?

Para ganar confianza, lo primero es nunca perder de vista que tenemos una identidad plena. Es decir, debemos tener una idea clara de lo que realmente somos: una persona con sus pasiones, carácter, sensibilidad, gustos…

Entonces, tratemos de poner de relieve nuestros puntos fuertes, saber hacer y escuchar, nuestra capacidad de organización y talentos culinarios porque, necesariamente, hay unas zonas donde nos sentimos más cómodos que en otras. Siéntete libre para enumerar tus cualidades en una hoja en blanco.

También son importantes las palabras que recibimos en la infancia o adolescencia. Muy a menudo, la falta de confianza viene de las palabras negativas pronunciadas durante ese período.

Las 5 claves para ganar confianza en sí mismo

1- Aceptación

Debemos concedernos el derecho a tener opiniones, pensamientos y acciones y no negarlos. Debemos dar nuestra opinión en una conversación aunque vaya en contra de lo que piensen los demás o nos imaginemos que no tiene ningún interés.

En primer lugar prueba a hacerlo con la familia y luego, cuando te sientas más cómodo, expresa tu opinión a tus amigos. Siguiente paso: tus compañeros de oficina.

2- Afirmación

Sé auténtico en tus relaciones y no trates de distorsionar la realidad con el fin de complacer a los demás.

No copies la actitud de los demás porque cada uno tiene su propio modo de expresarse. Ejemplo: compra la ropa que realmente te atrae y no te dejes influenciar por el gusto de tu novia. Atrévete a decir a tu pareja que no te ha gustado la película a la que te ha llevado.

3- Fijar metas

Toma mini desafíos en la vida cotidiana. Para ello, deberás conocer tus habilidades y limitaciones mediante el establecimiento de metas alcanzables. Vete poco a poco, paso a paso, con dificultad creciente. Luego, observa los resultados para reconocer lo que hay que cambiar y adaptarlo.

También, mira hacia atrás para ver los fracasos. Evalúa lo que salió mal y evita repetir los errores.

4- Autosugestión

Repite frases positivas mañana y tarde: “Yo puedo hacerlo”, “Tengo capacidad para el trabajo”, “Soy el mejor”. El pensamiento positivo te ayuda a tener confianza en ti mismo para no verlo todo negativo. Pero, para que este método funcione, primero tienes que creer en su poder.

5- En diferentes situaciones

En vez de evitar las situaciones que constantemente nos hacen sentir incómodos, debemos enfrentarlas y seguir adelante. No bajes la vista tan pronto como te miren. Responde y continúa la conversación.

Debes tener nuevas experiencias entendiendo y controlando mejor, poco a poco, estas situaciones angustiantes.

Cómo estar seguro de ti mismo: los tres pasos claves

Cómo ser seguro de sí mismo

Cómo ser seguro de sí mismo

Tener confianza en ti mismo puede parecerte difícil e inaccesible y, por ello, ni siquiera lo intentas. La confianza pasa inevitablemente por un mínimo de acciones y juicios. Aquí hay tres pasos claves para ayudarte a ganar confianza.

Autoconfianza es tener fe en tus capacidades, posibilidades y talentos.
Si durante mucho tiempo has tendido a devaluar tus logros, talentos y has menospreciado tus capacidades, puede parecerte difícil empezar a confiar en ti.
Sin embargo, hoy más que antes, y sobre todo en el nivel profesional, la confianza en ti mismo es importante.

La confianza en ti mismo:

  • Te ayuda a hacer valer tus ideas, talentos y calidad de trabajo.
    • Es un sentimiento fundamental para alcanzar metas y objetivos.
    • Ayuda a evolucionar y prosperar cada día en la vida.
    Además, la confianza en uno mismo ayuda a atreverse y asumir riesgos. Esto puede ayudarte tanto en tu vida profesional como en la personal.

¿Qué es tener más confianza en ti mismo?

Cree en ti mismo

Debes cambiar tus propios puntos de vista sobre tus habilidades.

Seguramente sabes que la expresión “ver el vaso medio vacío y no medio lleno”, resume la tendencia que todos tenemos en contra nuestra:
• Vemos nuestros defectos más que nuestras cualidades.
• No vemos nuestros talentos.
• Vemos más nuestros fracasos que nuestros éxitos.

Tienes fallos, cometes errores y experimentas fracasos como todo el mundo.

No sólo debes fijarte en tus fallos o defectos. No tienes más que cualquier otra persona. Tienes, como cualquiera, cualidades, defectos y habilidades.

Ten confianza en ti mismo. En vez de ver el vaso medio vacío, debes verlo medio lleno y terminar de llenarlo.

Pero, siendo realistas, ¿cómo tener confianza?
Te propongo tres sencillos e importantes pasos.

Admite tu potencial

No dudes de ti mismo a pesar de los mensajes negativos que te han bombardeado durante mucho tiempo. Olvida las experiencias negativas.

¿Crees que te mereces una vida mediocre porque nunca has sobrepasado tus límites personales? ¿Piensas que no vales porque un profesor te lo dijo hace muchos años? O, peor aún, te lo dijeron tus padres. ¿Imaginas que no eres capaz de alcanzar tus objetivos porque no has tenido mucho éxito en el pasado?

Todas son suposiciones, pero tú las has aceptado como verdades absolutas sin darte cuenta que estaban equivocados.
Tómate un momento para pensar y te darás cuenta que no debes dar crédito a esas palabras.

Comienza por hacer balance de tus habilidades, conocimientos, experiencia y éxitos grandes y pequeños pasados. Seguramente, te sorprenderás por el tamaño de la lista.

Reconsidera tus objetivos. Lo que le gustaría llegar a ser y hacer de acuerdo con la lista. Considera la posibilidad de conseguir tus metas. Puede haber una o varias formas de lograrlo.

Al principio, inténtalo con todo lo que te parezca más accesible.

Trata de actuar

¿Tienes miedo? Es normal. Todo el mundo tiene miedo de enfrentarse a un desafío, pero ten confianza en ti mismo e inténtalo de todos modos.

No puedes dejar de hacerlo pensando que no lo vas a conseguir y será una pérdida de tiempo.

A partir de ahora:

  • Trata de alcanzar tus metas y objetivos aunque avances pequeños pasos.
  • Trata de actuar lo mejor posible en todas las acciones que emprendas.

No te preocupes por tus fracasos pasados. No te preocupes si tienes éxito o no.
Cada prueba es fuente de confianza en ti mismo. Si no lo consigues a la primera, vuelve a intentarlo.

Deja de sabotearte

Ten, siempre, confianza en ti mismo.

Deja de pensar que no van a confiar en ti y, por lo tanto, no merece la pena intentarlo.
Tomemos un ejemplo sencillo:

Crees que no puedes encontrar un trabajo mejor que el actual. Para “probar” esta creencia, solicitas puestos que no te convienen. Que requieren las habilidades, experiencia y cualificación que no tienes.

Al final, terminas pensando que tenías razón y sigues manteniendo tu falta de confianza. Esto te dará una falsa razón para no confiar en ti.

La idea no es buscar un futuro mejor para anularte escandalosamente. Te aconsejo que te muevas tranquilamente en tus zonas de comodidad y no pierdas la confianza en ti mismo porque seguirás avanzando.

Cada vez que alcances una meta aumentará tu confianza. Cuanto más te muevas en tus zonas de confort, más vas a confiar en ti.

Conclusión

La autoconfianza es confiar en tus capacidades, posibilidades y talentos.

Para tener confianza en ti mismo, te propongo tres pasos:

  1. Admite tu potencial.
  2. Actúa.
  3. No te sabotees.

Confía en ti mismo y conseguirás lo que te propongas.

Para ir más lejos, les recomendamos la lectura del excelente libro: 15 claves para una autoestima indestructible

autoestimaDescubre cómo puedes transformar tu autoestima para siempre incluso si las ganas de vivir te han abandonado

remedios naturales

Artículos relacionados:

One Response

  1. Alejandro Romero Colin febrero 5, 2016

Add Comment