Pensamientos intrusivos u obsesivos: ¿cómo eliminar los pensamientos negativos?

Pensamientos intrusivos, obsesivos y negativos

Pensamientos intrusivos u obsesivos

Pensamientos intrusivos u obsesivos

Los pensamientos intrusivos y obsesivos son los principales síntomas del trastorno de ansiedad. Son pensamientos que pueden crear una ansiedad muy preocupante.

Definición de pensamientos intrusivos y obsesivos

Los pensamientos intrusivos son pensamientos involuntarios, con imágenes o ideas desagradables, que pueden llegar a ser obsesivos cuando ocupan toda la mente y no se puedan manejar o eliminar.

Estos pensamientos se convierten en reflexiones que causan culpa y vergüenza.

Estos pensamientos pueden referirse:

  • Al pasado: lo que deberíamos haber hecho en lugar de lo que hicimos (“yo debería haberle dicho que me molestó”), o lo que hicimos y no deberíamos haber hecho (“yo no debería haberme comportado así”).
  • Al presente: un repentino deseo de hacer algo que no deberíamos hacer (gritar, hacer daño…), o ideas fijas que no tienen nada que ver con lo que vivimos.
  • Al futuro: la proyección sobre un evento futuro que causa un miedo abrumador.
    Aquí hay tres reglas importantes.

Toda persona tiene pensamientos intrusivos

Todos tenemos imaginación y pensamientos intrusivos. En algunas personas estos pensamientos se descontrolan y no son manejables.

Los pensamientos obsesivos no son la realidad

Trata de pensar con tanta fuerza como te sea posible en una enorme bolsa de monedas de oro. Por mucho que con todas tus fuerzas pienses en ello, nunca logrará materializarse.
Un pensamiento es sólo un pensamiento.

Querer eliminarlos sólo los fortalecerá

Aunque intentes bloquear tus pensamientos, ellos vuelven.
He aquí un ejemplo narrado por Tolstoi.

Cuando era niño, su hermano le molestaba continuamente. Le pidió que se quedara quieto en una esquina y no pensara en un oso blanco.

Aunque no había ninguna razón para pensar en un oso blanco, después de decirle esto, su hermano no podía pensar en otra cosa que no fuera el oso blanco.

Los pensamientos reprimidos se fortalecen cuanto más se intenta olvidarlos.

Consejos para controlar los pensamientos intrusivos y obsesivos

La visualización

Tómate unos minutos para ponerte cómodo y piensa en tus pensamientos negativos. Persigues una idea sin utilizar la racionalidad. Luego, minimizas el miedo que te causa tomando una imagen menos preocupante, menos dolorosa, que te hará retornar al primer pensamiento intrusivo y obsesivo.

“Uno de mis pacientes, nos dice el psicólogo, usaba un brazalete para simbolizar su pensamiento obsesivo. Cuando llegaba el pensamiento obsesivo miraba su brazalete y admiraba la estética que tenía. Era un hermoso brazalete y le gustaba mucho. Luego, se fue quitando el brazalete algunos días a la semana intentando entrar en sus pensamientos obsesivos sólo los días que lo llevaba. Se dio cuenta, poco a poco, que sin su pulsera sus pensamientos obsesivos ya no existían”.

Mantener un diálogo interno positivo

Tienes que ser amable contigo mismo y no juzgarte. Ser amable con uno mismo también da tranquilidad. Tus pensamientos no importan. Los aceptas como pensamientos y nada más. Ningún pensamiento puede hacerte daño. No es necesario que hagas algo que no quieres hacer.

Debes abandonar el estado de ansiedad que acompaña a los pensamientos intrusivos. Es lo más importante.

No les des importancia

Estos pensamientos se pueden reducir aceptando que están allí. No les des más importancia que la de cualquier otro pensamiento. Al no darles importancia, desaparecerán.

Cómo eliminar los pensamientos obsesivos

pensamientos intrusivosQué agradable sensación de felicidad y alegría sentimos cuando nuestra mente está inmersa en lo positivo. Cuando dominan nuestra mente los pensamientos positivos disfrutamos de suaves vibraciones.

Pero, qué tristeza, dolor y sufrimiento cuando los que ocupan nuestra mente son los pensamientos negativos.

¿Cómo hacer desaparecer esos pensamientos negativos que nos atormentan cuando nos proponemos una meta? ¿Cómo hacer que nuestros pensamientos nos auguren la felicidad y el éxito?

¿Hay algún secreto para neutralizar un pensamiento negativo?

Sí, cualquiera puede librarse de la negatividad. Pero, primero vamos a ver de cerca cómo se produce un pensamiento negativo.

Aquellos que usan el pensamiento positivo, también llamado autosugestión, saben que no es tan fácil pedir a su espíritu que siga siendo positivo. Nos gustaría sentirnos siempre alegres, optimistas y con la mente abierta, pero no es tan fácil cuando se tiene que hacer frente a años que dejaron en nuestra conciencia muchas impresiones negativas.

Los budistas dicen que los pensamientos negativos, en contraste con pensamientos positivos, no tienen ninguna base válida, ¿qué significa eso?

El pensamiento negativo, o simplemente la negatividad, se fabrica. De hecho, se construye sobre la base de nuestras experiencias. Experiencias que hemos interpretado como agradables o desagradables, positivas o negativas.

Dependiendo del ángulo desde el que se evalúe la situación, creamos una representación mental del color de la naturaleza de nuestro pensamiento.
Un sufrimiento físico implicará un pensamiento negativo. Una acción con consecuencias desafortunadas y dramáticas también vamos a asociarla con una representación mental negativa. Y así sucesivamente.

No nos debemos dejar engañar por las apariencias. Debemos ser capaces de mirar más allá de lo que vemos en la superficie. Sólo un pequeño número de individuos lo hace así. La mayoría de nosotros preferimos hacer responsables de nuestra felicidad o infelicidad a circunstancias externas.

En otras palabras, nuestras emociones y pensamientos negativos son creados a partir de puntos de vista erróneos. Mientras que los sentimientos y pensamientos positivos provienen de una percepción directa.

Sólo necesitamos relajarnos profunda y mentalmente para sentirnos más positivos. El pensamiento negativo desaparece dando paso a una forma más positiva de pensar. A menos, claro, que estés enredado en la negatividad durante años como sucede en el caso de la depresión.

¿Por qué volvemos a nuestros hábitos?

Como resultado de nuestra experiencia hemos creado numerosos hábitos físicos y mentales, impresiones reales, a veces muy profundas, que se quedan en la conciencia. Estos hábitos o pensamientos se reforzaron con el tiempo por la fuerza de la costumbre.

Las condiciones externas nos llevan, de nuevo, a nuestros hábitos. En tales circunstancias, hemos asociado un sentimiento, una sensación, un pensamiento negativo o positivo a circunstancias parecidas o similares.

Por supuesto que no olvidamos cómo hemos adquirido el hábito de conducir porque el instinto está ahí.

Sin un proceso de realización personal, es imposible liberarse de estas tendencias paralizantes. Inevitablemente, continúan produciéndose los pensamientos que inducen nuestro comportamiento porque están profundamente impresos en nuestro cerebro.

Sólo un esfuerzo consciente puede ayudarnos a arrojarlos fuera y ayudarnos a crear otros nuevos.
Pero, tarde o temprano, esos “patrones mentales” volverán porque están vinculados a conexiones nerviosas bien establecidas.

Cómo evitar los pensamientos obsesivos negativos

Como hemos visto, sólo un esfuerzo consciente y sostenido puede liberarnos de los pensamientos negativos. La práctica de la relajación, la autosugestión, la visualización y la meditación tienen éxito y con el tiempo y ayudan a reemplazar esos pensamientos negativos por pensamientos más positivos.

Ansiedad: cuatro soluciones para impulsar los pensamientos negativos

A menudo, tendemos a centrarnos en los aspectos negativos de la vida. Afortunadamente, también podemos hacerlo en los positivos. Es una cuestión de práctica.

Trata de entender de dónde vienen tus pensamientos negativos

Desde la infancia hemos almacenado fórmulas negativas que están dentro de nuestra mente sin ni siquiera darnos cuenta.

Sin embargo, debemos ser conscientes de estos pensamientos negativos. Son similares a las falsas creencias y obstaculizan nuestros logros. Ejemplos de frases negativas: “estoy mal”, “no lo haré”, “estoy demasiado gordo”, “la culpa es de la mala suerte”.

Debemos tratar de entender de dónde vienen.

Visualiza un paisaje relajante para desechar tus pensamientos tóxicos

Dado que somos perfectamente capaces de imaginar una cita con el dentista, por qué no desarrollar nuestra imaginación en temas positivos y estimulantes para adoptar técnicas de visualización. La sola mención de un paisaje relajante es suficiente para alejar los pensamientos negativos y relajarnos.

Te sugiero que cierres los ojos por un momento e imagines el paisaje que te gusta. Puede ser un jardín, un lugar donde fuiste de vacaciones… Sumérgete en la imagen, admira los colores, las formas, los elementos naturales. Escucha los sonidos de la naturaleza y respira las fragancias agradables. Te sientes relajado y seguro. Puedes volver a pensar en esa imagen cuando te sientas estresado.

Cultiva el optimismo

Estate alerta para detener los pensamientos negativos que puedan surgir. Reemplázalos con afirmaciones positivas que fortalezcan tu autoestima y crea, con la práctica, nuevas conexiones neuronales. Reemplaza “no soy bueno para nada” con “tengo capacidades reales”, “no lo voy a hacer” por “voy a intentarlo”.

Expresa tu gratitud por las cosas buenas de la vida.

Toma conciencia de tus cualidades, habilidades, talentos. Cree en ti mismo. Tomarás el control de tu mente. Funciona.

¿Dudas de ti mismo? Pregúntale a tu familia qué es lo que más les gusta de ti.

Practica anti-preocupación

Es una técnica sencilla y eficaz para eliminar los pensamientos negativos. Si sientes estrés, inhala profundamente imaginando que llenas tu cuerpo de energía positiva y serenidad. Luego, exhala el mayor tiempo posible echando fuera los elementos negativos, las contradicciones y tensiones. Repite este ejercicio varias veces.

A veces, no se necesita mucho para sentirse bien.

Un método original de relajación

Paso a paso, mediante ejercicios, liberarás tensiones y superarás tus dificultades mediante una práctica que se inspira en la terapia de relajación oriental que incluye técnicas de respiración y meditación.

Una video muy interesante sobre cómo controlar nuestros pensamientos

Video: como controlar nuestros pensamientos

Artículos relacionados:

Add Comment