Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Remedios caseros para acufenos

Acufenos remedios
Acufenos remedios

Atención al ruido

Evita exponer tus oídos a volúmenes demasiado elevados. En caso de necesidad, utiliza protectores de oído en el trabajo, el avión, durante un concierto rock…

Haz regularmente ejercicio

Dado que la arteriosclerosis y la hipertensión son a menudo el principio de los acúfenos, es seguro que la práctica regular de ejercicios cardiovasculares tendrá una acción preventiva.

Adoptar buenas costumbres alimentarias

Ciertos alimentos pueden aumentar la intensidad de los acúfenos. Hay que evitar:

  • La sal: todo exceso de sodio causa una retención de fluidos y un aumento del flujo sanguíneo de los oídos. Esto crea una presión sobre el aparato auditivo que puede provocar zumbidos.
  • Las grasas: evita o suprime alimentos que provoquen un aumento del índice de colesterol, tales como: carnes grasas, yema del huevo, embutidos, mantequilla, aceites comerciales o margarina fabricada a base de aceite hidrogenado. Toma, en cambio, aceites ricos en grasas insaturadas y en ácido linoleico, un ácido graso esencial de la familia de los omega 6 (como el aceite de oliva).
  • Los alérgenos alimentarios: las alergias alimentarias pueden también causar zumbidos. Ciertas personas pueden observar un empeoramiento en sus síntomas después de haber consumido chocolate, leche, queso, productos a base de soja, plátanos muy maduros o cítricos.
  • Los excitantes: alcohol, café y tabaco pueden afectar el nervio auditivo y aumentar su sensibilidad. Un exceso de té puede causar acúfenos.

Administrar bien tu estrés

Es bien conocido que el estrés es un factor agravante que puede producir problemas cardiovasculares o inmunitarios. Si consideramos que los acúfenos son síntomas de un problema de salud, comprenderemos la importancia de una buena gestión del estrés como medida preventiva.

Autohipnosis

Esta terapia tendría una eficacia comparable o superior a las intervenciones para el enmascaramiento de los acúfenos. Treinta estudios clínicos que implicaron a ciento setenta y siete sujetos, obtuvieron resultados alentadores.

Melatonina (para el sueño)

Un estudio demostró que la melatonina podía aportar un alivio notable entre las personas que sufrían de insomnio debido a los acúfenos. Los participantes al estudio con acufenos subjetivos, recibieron 3 mg al día de melatonina o un placebo, durante treinta días.

Vitamina B12

En el momento de un estudio con ciento trece militares, investigadores israelíes observaron que cincuenta y siete sujetos sufrían de acúfenos y pérdida de la audición causados por un ruido excesivo y que, entre estos últimos, el 47 % carecían de vitamina B12. Al administrarles vitamina B12, a doce de ellos les disminuyeron los acúfenos. Los autores del estudio piden que la tasa de vitamina B12 en la sangre de las personas que sufren acúfenos crónicos, sea evaluada.

Cinc

En 1987, investigadores belgas anunciaban haber establecido una correlación significativa entre la carencia de cinc y el desarrollo de acúfenos, y que un suplemento de cinc podía aliviar los síntomas en el 52 % de los casos. El papel del cinc en esta patología no es bien conocido y ciertas personas que tienen acúfenos no presentan deficiencia de cinc.

Los resultados de los estudios son variables. Algunos demostraron que los suplementos de cinc mejoran los síntomas, mientras que otros no observan ningún beneficio.

Actea de racimos negros (Actea racemosa)

Esta planta indígena del este de los Estados Unidos y Canadá, es utilizada desde hace cuarenta años en Europa para tratar los síntomas asociados con la menopausia.

Basándose en una serie de estudios farmacológicos y ensayos clínicos realizados en los años 1980, una comisión aprobó su uso para aliviar la incomodidad premenstrual, la dismenorrea y los síntomas de la menopausia. Entre estos últimos se encuentran las palpitaciones cardíacas, el nerviosismo, la depresión y los acúfenos.

Dosificación
Mirar en la ficha Actée a racimos negros para conocer las diferentes maneras de utilizarlo.

Ginkgo (Ginkgo biloba)

Remedios acufenos
Remedios acufenos

Una comisión alemana aprueba el uso interno de extractos de hojas de ginkgo biloba para tratar los acúfenos de origen vascular. Pensamos que la eficacia del ginkgo en ciertos casos de acúfenos mejoraría la circulación de la sangre de la cavidad craneana.

Los resultados de los estudios más recientes son contradictorios. Los autores de una síntesis de estudios clínicos publicados en 1999 decían que de cinco ensayos clínicos de calidad variable, en tres de ellos el ginkgo había permitido aliviar los acúfenos.

En cambio, una prueba con un placebo efectuado en 2001 con 978 sujetos a los cuales se les había dado 50 mg de extracto de ginkgo LI 1370, no dio los resultados que permitirían demostrar la eficacia de la planta, mientras que en los resultados de otra prueba con placebo, llevado a cabo en 2002 con extracto de ginkgo EGb 761 con cerca de 60 sujetos, se pudo demostrar que la planta tenía una eficacia significativa, pero moderada.

Dosificación
Tomar de 120 a 160 mg de extracto (50:1 al día, en dos o tres dosis).

Remedio casero: el ácido Alfa Lipoïque

El ácido alfa-lipoïque socio de la vitamina E, aporta una protección contra las lesiones generadas por la exposición a ruidos provocados por explosiones. Utilizando ratas, los investigadores estudiaron si una suplementación baja en antioxidantes protegía de los daños producidos por la explosión.

Los animales recibieron 800 tipos de UI de vitamina E o 1000 mg de vitamina C o 25 mg de ácido alfa-lipoïque, durante tres días. Al día siguiente, las ratas fueron expuestas a una explosión simulada. El suplemento en vitamina E y en ácido alfa-lipoïque, pero no en vitamina C, invirtió la pérdida auditiva.

Con relación a las cantidades de vitamina E utilizadas, las de ácido alfa-lipoïque eran relativamente débiles (Biochem Biophys Res Commun, 1998; 253 (1): 114-118).

Ejerce también un papel protector el magnesio:

Una exposición prolongada a ruidos fuertes puede ser responsable de una pérdida auditiva definitiva. Un estudio controlado con placebo siguió, durante dos meses, a 300 militares. Una suplementación diaria de magnesio ayudó a proteger sus oídos de las lesiones producidas por el ruido. La dosis utilizada de magnesio, 167 mg, era relativamente débiles, pero las pruebas mostraron que suficiente para aumentar los niveles de magnesio en las células y, aparentemente, proteger el oído de las lesiones.

Los soldados que recibieron el magnesio tenían menos riesgo de lesiones auditivas permanentes que los de placebo y cuando las tenían, eran menos severas. El modo en el que el magnesio protege la función auditiva no está explicado. Estudios sobre animales sugieren que las deficiencias en magnesio pueden aumentar el estrés de las células implicadas en la audición.

Acufenos: remedios naturales

Muchas personas que sufren de acúfenos toman medicinas para aliviar sus síntomas. El problema de los tratamientos medicamentosos es que ciertas medicinas pueden ser perjudiciales para los acúfenos y hasta pueden agravarlos. Numerosos estudios tienden a sugerir que se deberían evitar medicinas como la aspirina, antibióticos, antidepresivos y productos antivirales.

Otra solución consiste en optar por remedios naturales para los acúfenos, y esto incluye una dieta específica, ejercicio regular y una buena dosis de sueño reparador. La dieta es muy importante y sin duda uno de los mejores remedios naturales para los acúfenos. No siempre se come bien, pero si sufres de un problema de salud es todavía más importante asegurarte de que comes sano con el fin de que tu sistema inmunitario pueda ayudarte a luchar contra las enfermedades.

Se aconseja a las personas que sufren de acúfenos evitar los productos que contienen grasas saturadas, azúcar, sal y por regla general todos los alimentos transformados. Deberías aumentar tu consumo de agua porque el agua mejora la circulación y permite desembarazarse de toxinas. Tienes que comer alimentos ricos en vitaminas y minerales: las frutas y verduras son una buena fuente de vitaminas y minerales esenciales para un régimen natural.

Otro remedio natural para los acúfenos es el ejercicio, porque aumenta la circulación de la sangre que permite reducir el ruido en los oídos.

Para tener resultados óptimos, deberías tratar de hacer treinta minutos de ejercicio ligero al día con el fin de mejorar la circulación de la sangre. Numerosas personas comprobaron una diferencia efectiva, en el volumen e intensidad de sus zumbidos, después de haber seguido un programa de ejercicios durante tres semanas.

No te aconsejamos hacer ejercicios violentos o demasiado intensos porque podrían provocar acúfenos pulsatiles en algunas personas, pero sí ejercicios ligeros como la marcha, bicicleta o yoga. Evita los ejercicios demasiado repetitivos que podrían cansarte y hacerte abandonar. Si decides hacer marcha trata de cambiar de trayecto frecuentemente.

El sueño es un gran remedio natural para los acúfenos. El estrés es uno de los disparadores de los ruidos y si estás estresado los síntomas pueden empeorar. Asegúrate de dormir las ocho horas recomendadas por la noche.

Si encuentras que es difícil dormir debido a tus acúfenos, otro remedio natural es escuchar música. Pon tu CD preferido a un volumen débil y escúchalo mientras tratas de conciliar el sueño. Si te concentras en los sonidos externos, más que en los internos, te será mucho más fácil adormecerte.

Está claro que mucha gente preferirá remedios naturales, antes que medicinas, para tratar sus acúfenos, pero también es verdad que a veces es difícil encontrar un tratamiento natural que funcione.

Este artículo te ha mostrado cómo pequeños cambios en tu modo de vida, pueden ayudarte a aliviar tus acúfenos.

Trata de comer sanamente, dormir bastante, hacer ejercicio regularmente y notarás una diferencia notable.

Para ir más lejos, les recomendamos la lectura del excelente libro: Milagro Para El Acufeno

Milagro Para El AcufenoEl único sistema integral que existe que le mostrará cómo eliminar permanentemente el zumbido en sus oídos en 2 meses y recuperar su equilibrio interno natural.

remedios naturales

 

Artículos relacionados:
[Total:0    Promedio:0/5]

Leave a Reply