Técnicas para memorizar textos

Técnicas para memorizar textos largos

Hoy vamos a conocer algunas de las mejores técnicas para memorizar textos, a través de las cuales ya no se nos resistirá un proceso que hasta la fecha estamos convencidos de que os ha traído de cabeza. Especialmente nos dirigimos a aquellos que vayan a realizar estudios superiores, aunque este proceso evidentemente está pensado para todos aquellos que quieran conseguir memorizar temarios extensos. Si queréis saber cómo memorizar textos largos, a continuación vamos a daros las pautas que debéis conocer.

¿Cómo memorizar textos largos?

La comprensión antes de memorizar textos

Técnicas para memorizar textos largos

Técnicas para memorizar textos largos

Es esencial que tengamos en cuenta que, antes de memorizar textos de cierta envergadura es esencial que los comprendamos. Aunque hay personas con una memoria prodigiosa, los textos suelen contar con una cierta complejidad que hace que no puedan ser fácilmente memorizados si no se enciende lo que contienen y, en el caso de conseguirlo, un par de días después ya no conseguiremos recordar nada.

El subrayado es esencial

También es importante tener en cuenta la importancia del subrayado, a través del cual podremos conocer los puntos más importantes del texto que queremos memorizar.

Puede ser una buena idea utilizar varios colores, ya que de esta forma podremos diferenciar los puntos más importantes de otros que no lo son tanto o que, incluso, forman parte del punto principal.

En esencia, el subrayado no sólo nos ayuda a tener un esquema general del texto, sino que además también es fantástico como memoria visual.

Preparar un esquema

Otro proceso esencial que nos ayudará a memorizar textos largos es preparar un esquema completo donde figuren los conceptos principales, ya que de esta forma, los repasos los podremos realizar a través de los mismos y, al igual que el subrayado, también supondrán una forma fantástica de poder trabajar la memoria visual y hacer uso de ella.

Apoyarnos con imágenes

Muchas veces, esta memoria visual es un gran aliado para poder memorizar textos de gran envergadura, ya que asociamos una imagen que no necesitamos comprender con un tema concreto, y cuando nos queramos dar cuenta ya lo estaremos desarrollando todo sin problemas.

Hacer uso de técnicas mnemotécnicas

Las reglas mnemotécnicas pueden aliarse también para ayudarnos en nuestro cometido. Estas reglas sencillas son fantásticas para poder asociar términos que, combinados con las imágenes y los esquemas, sin duda nos permitirán llevar a cabo el desarrollo de forma adecuada.

Estas reglas mnemotécnicas son ideales especialmente para memorizar listas de palabras, como por ejemplo si queremos aprender la Tabla Periódica de los Elementos. Si por ejemplo memorizamos “Hilisoporucefra”, con esta sencilla palabra podremos aprender el orden Hidrógeno, Litio, Sodio, Potasio, Rubidio, Cesio y Francio que corresponde a los elementos pertenecientes al grupo 1A. No olvidemos que es mucho más fácil recordar una palabra que siete y un orden concreto.

Estrategias de memorización de textos

Todos estos trucos se complementarán evidentemente con horas de estudio, pero estamos totalmente convencidos de que no tendréis ningún problema en adaptarlos a vuestras horas diarias y conseguir así memorizar textos, listados y conceptos de forma mucho más fácil y efectiva de lo que hemos conocido hasta ahora.

Y antes de terminar, os recomendamos que echéis un vistazo a las técnicas para perder el miedo, las cuales os ayudarán a hacer frente a los exámenes y conocer los trucos para no quedarse en blanco.

Artículos relacionados:

Add Comment